¿Es importante que la planta sea autóctona?

Una planta autóctona o criada en su entorno de origen tiene todos los elementos necesarios (tierra, agua, clima) para su desarrollo óptimo.

Aunque se puede cultivar una planta en varias zonas de la tierra, esta no tendrá las mismas cualidades que una planta criada en su entorno ideal.

Por ejemplo:

La acerola es una planta originaria de centro América. 

La acerola cultivada en esta zona contiene un 50% de vitamina C. Sin embargo, también se cultiva acerola en la zona mediterránea pero solo contiene un 12% de vitamina C. Por eso en Le Parc Institut hemos elegido utilizar la acerola de su país de origen para que puedas beneficiarte de todas las propiedades que te ofrece la madre naturaleza.

Acerolas del Amazonia

Funciona con BetterDocs