Los virus son agentes infecciosos acelulares y microscópicos. Por lo tanto, no pueden considerarse como seres vivos. ¿Entonces que son en realidad? 

Si partimos de La traducción del griego para la palabra virus, vemos que estamos hablando de una toxina o veneno. 

 Existen diferentes tipos de virus y están provistos de material genético independiente y tienen la capacidad para multiplicarse dentro de las células hasta conseguir infectarlas. Están provistos de una cobertura o membrana de proteínas, que recibe el nombre cápside y que envuelve material genético (ADN y ARN). Este material genético es contiene a vez su propia versión de ADNpolimerasa, una enzima, con la facultad de replicar su propio ADN. 

 Para entrar en la célula, la mayoría de virus utilizan las vías o mecanismos de entrada propios de la célula, mientras que otros en menor cantidad atraviesan directamente la membrana celular. Una vez dentro liberan el genoma viral para que pueda ser replicado y así generar nuevas partículas virales, que se llaman viriones. Son como una especie de semillas o esporas que salen de la célula y que son capaces de infectar a otras células. Con toda esta secuencia se puede iniciar la propagación y la infección a nivel general. 

 Al mismo tiempo que es infectada la célula humana, esto produce unas moléculas llamadas exosomas. los exosomas se consideran vesículas secretadas específicamente que permiten la comunicación intercelular. Avisando a otras células que hay un peligro en el organismo. Para conseguir que no se propague la infección. 

 Las diferencias principales de, por ejemplo, la gripe y el coronavirus son tres: 

  1. El virus de la gripe ataca principalmente las vías respiratorias, pero lo hace más en general, en cambio el covid-19 lo hace atacando los alveolos pulmonares que precisamente donde se produce el intercambio del dióxido de carbono y el oxígeno. 
  2. El tiempo de resistencia en el aire del covid-19 es cuatro veces superior al virus de la gripe y esto hace que aumente las posibilidades de contagio 
  3. La propagación es exponencial y en el caso de la gripe es de dos con lo cual en el siguiente nivel es de cuatro y en el tercer nivel es de 8, en cambio en el caso del covid-19 es de ocho personas contagiadas, eso quiere decir que en el segundo nivel es de 64 y en el tercer nivel es 512 personas contagiadas. 

En resumen, en la misma cantidad de tiempo se contagian 8 personas de gripe y en cambio, son 512 personas las que se contagian por coronavirus y el ataque a las vías respiratorias es superior en el caso de este último. 

 

Jordi Sardiña Alcoberro 

PH. D. InNaturopathy

APS – number 00271295

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This